Proyectan mofas en la testera de las oficinas para reírse de Elon Musk

Esta noche ha sido dura para Twitter y el Chief Twit. El ultimátum de Elon Musk a sus empleados, en el que les ofrecía una indemnización por renunciar o sujetarse los machos para trabajar duro, ha provocado un nuevo éxodo de trabajadores. Esta vez por voluntad propia: no desean asistir al hombre más rico del planeta a ser más rico aún a cambio de sacrificar su salud mental.

Según lo que parece, como cuenta la CNN, el dueño de Twitter ha hecho un mal cálculo y considerablemente más empleados de los que creía han preferido el dinero que trabajar con él. Ha sido un sálvese quien pueda y, conforme medios estadounidenses especializados, únicamente quedan entre doscientos cuarenta y mil empleados listos para el ‘modo hardcore’. Los que han renunciado se han ido dejando el emoji del saludo u otras despedidas en el canal de Slack.

Tras estas salidas y por cautela, se decidió cerrar las oficinas de Twitter y limitar el acceso a las tarjetas de identificación hasta el lunes próximo. Hay cierto temor a que los ya exempleados saboteen la compañía. Esta medida asimismo se tomó en los recientes despidos masivos que se llevaron por delante en torno a tres mil setecientos empleados y otros tantos subcontratados.

En la testera

Proyecciones riéndose de Musk

Si bien algo semejante ha ocurrido en las oficinas de Twitter en la ciudad de San Francisco. Ha sido más bien un trolleo al magnate por la parte de alguien que no ha sido identificado. Podría ser un exempleado, algún trabajador descontento o un ciudadano de a pie. Desde la NBC Bay Arena aseveran que el creador es un «activista de las proyecciones» llamado Alan Marling, que ya habría hecho lo mismo el siete de noviembre. Mas no hay confirmación.

Sea quien sea, ha proyectado mensajes en forma de teletipo burlándose del Chief Twit en la testera del edificio: «bebé en ruina», «parásito supremo», «grano petulante», «aprovechado del apartheid», «Karen del espacio» «la prueba de que Musk es idiota» y «pequeño mediocre» son ciertas linduras que le han dedicado.

Muchos curiosos se han querido aproximar a la sede de Twitter para ser testigos de estos insultos y mofas. Y de paso grabar el instante, que ilustra perfectamente los inconvenientes que está atravesando la plataforma desde el momento en que Musk la adquirió por cuarenta y cuatro millones de dólares americanos y se planteó mejorarla con ciertas ideas que no han cuajado.

El dueño de Twitter, que trabaja a destajo y durmiendo en las oficinas para no perder tiempo, prosigue sosteniendo el tipo y ha preferido tomárselo con humor. «Y… terminamos de lograr otro máximo histórico en el uso de Twitter jajaja», ha comentado el sudafricano, que tiempo después ha colgado una bandera pirata en su timeline. Si bien su tweet más viral es un viejo conocido: el meme de el sepulcro de Twitter, mas con Twitter riéndose de su muerte.

El futuro de Twitter: procurará un nuevo CEO

Las cosas no van nada bien en la compañía, que para el veintinueve de noviembre debe tener listo el nuevo Twitter Blue, incluyendo el verificado de pago, mas con un equipo de trabajo considerablemente más pequeño y exprimido al límite. Van a ser días de mucha tensión a fin de que la enorme idea del sudafricano sea «sólida como una roca». Estas jornadas maratonianas, al parecer, cualquier día se acabarán: el liderazgo de Musk en Twitter es temporal.

Musk explicó en Delawere que cualquier día cederá su puesto

Cuando Musk logre estabilizar la compañía, incluyendo el apartido el económico, empezará una transición para dar el paso a un nuevo líder, tal como reconoció el pasado miércoles dieciseis de noviembre a lo largo de su declaración en el tribunal de Delaware. Así, Musk podría contar con de más tiempo para estar pendiente del resto de sus empresas.

¿En qué momento va a llegar este instante? Conforme los cálculos del Chief Twitt, no va a dejar la dirección de la plataforma en un corto plazo teniendo tanto trabajo por delante. Como explicó en un tweet, que la compañía empiece a dar beneficios «va a llevar cierto tiempo». Esto implica crear el contexto conveniente a fin de que los anunciantes deseen promocionarse, los tuiteros deseen twittear y subscribirse al servicio premium y Musk esté contento con el trabajo efectuado. Pueden ser meses o años.

Como va para largo, tampoco hay ningún nombre en el horizonte para poder substituir a Musk. De momento, Jack Dorsey, cofundador de Twitter y viejo CEO, ya se ha descartado para el puesto. Un usuario le preguntó si estaba presto a regresar a la plataforma, mas Dorsey fue tan tajante como breve.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMAS ENTRADAS

Los tratamientos de estética con aparatos más demandados

El mercado de la medicina estética vive un auténtico auge en términos de popularidad. Los tratamientos de estética se perciben como una alternativa eficaz y segura a...

¿Dónde es el mejor lugar para instalar una barbacoa?

Una barbacoa con la familia o con los amigos es uno de los mejores planes para los días libres. Alrededor de este elemento, se...

¿Qué hormonas femeninas intervienen en el embarazo?

Durante el embarazo, el cuerpo femenino se enfrenta a multitud de cambios físicos y emocionales. En todo momento, desde la fecundación hasta el parto, las...

Muebles imprescindibles para decorar el dormitorio en casa

El dormitorio es el lugar de descanso y donde pasas prácticamente un tercio de tu vida. Descansar en un cuarto acogedor y con estilo...

Peinados con accesorios: 4 propuestas para celebraciones por lo alto

Con una agenda llena de datas singulares por delante, ahora es el instante de ir tomando ideas y planeando cuáles van a ser esos...