Retirada de amianto: un trabajo clave para tu salud

El sector de la construcción es uno de los ejes fundamentales sobre los que se sustentan las bases de nuestro bienestar cotidiano. No es para menos: tener una vivienda de calidad en la que residir es la única forma de garantizar que quedamos sujetos a los estándares de calidad de vida esperados. Ahora bien, más allá de edificar inmuebles, existen compañías dentro de este mercado que se encargan de garantizar que aquellas que ya habitamos se encuentran dentro de los parámetros de salud que merecemos. Esto se hace especialmente evidente con el servicio de retirada de amianto: un material nocivo que puede provocar un sinfín de enfermedades en el organismo.

Qué es el amianto y cómo afecta a la salud

Antes de hablar del servicio de retirada de amianto, cabe analizar en qué consiste este material y por qué es tan peligroso para la salud. Se trata de uno de los componentes del fibrocemento, elaborado a base de fibras microscópicas que pueden almacenarse en suspensión en el aire y afectar a nuestras vías respiratorias.

Fruto de lo rentable que es este material para las empresas constructoras, el amianto se comercializó con virulencia en nuestro país. No obstante, con el paso de los años se evidenció lo perjudicial que resulta para quienes mantienen un contacto prolongado con él. Algo común cuando hablamos de trabajos de corte, de taladro o simplemente con el envejecimiento del inmueble: situaciones habituales en la vida de buena parte de la población.

En cuanto al riesgo que supone para la salud, el amianto es responsable de un gran volumen de enfermedades respiratorias. El cáncer del pulmón, el mesotelioma maligno o la asbestosis son algunas de las más destacadas; todas ellas capaz de poner contra las cuerdas las vidas de quienes las padecen. Motivos más que suficientes como para que invertir en la retirada de amianto sea fundamental.

Dónde se encuentra el amianto

Si bien es cierto que el amianto ha tenido un papel determinante en industrias como la ferroviaria, la naval o incluso en el sector eléctrico, su mayor riesgo se encuentra en nuestras propias viviendas. Sobre todo en las cubiertas y en los tejados de las casas; donde ignoramos su presencia, pero poco a poco puede ir dañando de forma drástica nuestra salud.

Ten en cuenta que el amianto se convirtió en todo un reclamo en infraestructuras como las tejas de recubrimiento; pieza básica en tejados. También tiene presencia en otras tantas como las baldosas, los azulejos y los artículos de cemento. Una serie de componentes que encontramos en cualquier vivienda y en los que el amianto debe desaparecer por completo.

Tal es el riesgo que la legislación contemporánea obliga a retirar el amianto cuando pasan entre 25 y 30 años desde su instalación. También si se han dado condiciones climáticas que lo hayan estropeado. Esto es especialmente común en el caso de las cubiertas y los tejados, puesto que son las áreas del inmueble con mayor exposición al exterior. Motivo por el cual el servicio de retirada es de lo más habitual en dichas zonas.

En quién confiar para su retirada

Una vez analizadas las razones para eliminar el amianto por completo, hay que tomarse un tiempo para decidir en quién depositamos nuestra confianza para dicho trabajo. Empresas como Cubiertas TAAD 200 se han convertido en auténticos referentes en esta labor; fruto de su impecable habilidad para manipular un material tan delicado como este.

Antes de invertir en una compañía u otra, es prioritario verificar que se encuentran dentro del Registro de Empresas con Riesgo por Amianto (RERA), lo cual las habilita para llevar a cabo dichas funciones. Si estos proyectos no se realizan con el máximo control posible, empleando técnicas de contingencia y equipos de protección, el riesgo para los operarios e incluso para los residentes de la casa es sustancial.Así pues, delegar en empresas de la talla de TAAD 200 es una apuesta segura que nos va a permitir disfrutar de un hogar en perfectas condiciones lo antes posible. Porque si el amianto está en nuestros techos y cubiertas más tiempo del que corresponde, no solo nos estamos saltando la ley, sino que corremos el riesgo de sufrir enfermedades de gran severidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ÚLTIMAS ENTRADAS

Guía para adquirir una máquina CORTAPELOS sin confundirse

En una peluquería y en casa todo hombre debe tener una máquina cortapelos. Charlamos de las clases que existen conforme su batería, acabado y...

¿Dónde podemos ver conteras de goma?

Las conteras de goma son un accesorio bastante desconocido, pese a que las tenemos por todas partes. De hecho, ni siquiera sabemos cómo referirnos a ellas...

Las bajas laborales por nacimiento de un hijo resguardan la salud mental

Las bajas laborales por nacimiento de un hijo resguardan la salud mental, en especial a las madres, y hay pruebas de que este efecto...